francisco perez yoma idea negocio

6 consejos para convertir una idea en un negocio

Se necesita sólo unas pocas búsquedas de Google para ser abrumado por la abundancia de información disponible acerca de emprendimientos empresariales. Existen muchas historias acerca de ideas o sueños convirtiéndose en un negocio exitoso y estable.
De hecho, sólo hay una manera confiable de llevar su negocio al siguiente nivel: Y eso implica poner su confianza en métodos probados y verdaderos que otros empresarios han utilizado para dar el salto.

 

Centrarse en la productividad, no en la actividad

Es demasiado fácil quedar atrapado en una serie de tareas urgentes que requieren su atención. Desafortunadamente, eso puede distraerlo de las cosas importantes. Por lo tanto, evitar la trampa de la distracción y pregúntese qué es lo que necesita para centrarse en el hoy, o en las próximas dos semanas, el próximo mes, 90 días – incluso el próximo año o cinco años. Planee con anticipación para que sepa exactamente cuáles serán sus próximos pasos.

 

Contrate al mejor talento posible

• Evite contratar personal por desesperación: Los fundadores a menudo se encuentran desesperadamente necesitados de ayuda y pueden contratar sin buscar el personal y el conjunto de habilidades correcto.
• Utilice su reputación y red personal para atraer el tipo adecuado de personas a su negocio.
• Acceda a su red de contactos: además de publicar trabajos en su sitio web y en Linkedin, aproveche su red de contactos, así como las redes de sus empleados para encontrar candidatos con ideas afines.
Construir su equipo no es una cuestión que debe tomarse a la ligera. Rodearse de las personas adecuadas puede significar la diferencia entre avanzar y permanecer estancado como negocio. Trabaje con personas que le inspiren.

 

Asociarse con una agencia

El costo inicial de subcontratar una agencia será en última instancia menos costoso que intentar hacerlo todo usted mismo.
• Construya una relación con la agencia: reserve tiempo para conocer a las personas con las que trabajará. Determine el ajuste, así como las expectativas.
• Comuníquese: puesto que las startups tienden a moverse con rapidez, comuníquese regularmente con la agencia para asegurarse de que van por el mismo camino.
• Entender lo que la agencia puede hacer por usted: Aclarar las fortalezas y competencias básicas de su personal. Determine qué tareas le gustaría que asumieran, y que es lo que usted piensa manejar por su cuenta.

 

Cuidado con la negatividad

La negatividad puede envenenar las aguas de toda su empresa. En poco tiempo, puede que todo su equipo exprese dudas o incredulidad. Pero, su actitud infundirá confianza en sus empleados. También estarán más dispuestos a seguirle.
La negatividad puede afectar la moral, el rendimiento y la productividad de su equipo. La negatividad también puede conducir a la disminución de la energía y el aumento del estrés.
Cuando se trata de crear un ambiente de trabajo positivo, la responsabilidad recae en el líder. Es necesario establecer el tono para su equipo, para sacar el mejor partido de ellos.

 

Evite el agotamiento

Cuando usted está empezando, y está entusiasmado con su negocio, está dispuesto a hacer lo que sea necesario para ponerlo en marcha. Desafortunadamente, esos días de 16 horas harán estragos en usted. Aprenda a confiar en su equipo mientras crece su negocio.
El descanso adecuado puede ayudar a mejorar su rendimiento. Los costos de perder el sueño pueden ser significativos, e incluyen: depresión, un sistema inmunológico más débil, problemas de memoria, obesidad y más.

 

Priorizar

No puede hacerlo todo. Nadie tiene más de 24 horas en su día, y estamos todos ocupados. Tenga cuidado de decir “sí” a todo, ya que finalmente encontrará imposible seguirlo todo. Si algo no le entusiasma, no lo haga.

 

Pensamientos finales

La transición de una idea a un negocio estable puede tomar tiempo. Por lo tanto, no precipite el proceso innecesariamente. Cuando todas las piezas correctas están en su lugar, usted será capaz de cambiar suavemente de una etapa a otra. Si intenta forzar el problema, puede terminar con más problemas de los que esperaba.

Si tiene alguna duda, vuelva a lo básico. Tómese su tiempo para determinar cuáles son sus prioridades. Comience a podar cualquier tarea o actividad que no contribuya a su éxito final. Si usted tiene demasiado por hacer, puede pedir ayuda o delegar.

 

Artículo traducido y adaptado de Entrepeneur

 

Francisco Esteban Pérez Yoma es un ingeniero y empresario chileno del sector inmobiliario. Estudio en el Saint George’s College y en la Universidad de Chile, donde se tituló como Ingeniero Civil.